Buscar este blog

sábado, 28 de marzo de 2015

España y sus "colonias" latinoamericanas...
Cambiando Carabelas por Inversiones económicas.

Resultado de imagen para prensa española en latinoamerica   Resultado de imagen para prensa española en latinoamerica    

Resultado de imagen para inversiones españolas en latinoamerica   Resultado de imagen para inversiones españolas en latinoamerica  Resultado de imagen para movistar logo   Resultado de imagen para cutcsa uruguay
Imágenes extraídas de Google             Compañía Uruguaya de Transporte Colectivo S.A.
                                                             (Capital español)


Los superficiales

  Es evidente, que a los lectores de este post - mentalmente superficiales - se les venga rápidamente a la cabeza las palabras "odio" y "envidia". No me extraña, y tal es así, que la obviedad me permite adivinar el pensamiento que impulsivamente se les forma en algún lugar del cerebro.
  Pero una cosa es incostestable: la influencia que los intereses españoles tienen en nuestros gobiernos - salvo Cuba, Venezuela, Bolivia, Nicaragua y en cierta medida, también Ecuador - influencia que se transmuta en preferencias mercantiles investidoras.
  Si en una nación democrática ( donde los Gobiernos y Parlamentos han sido escogidos libremente en las urnas por sus pueblos) estos dos poderes perciben que algunas de las inversiones extrangeras, no están siendo beneficiosas para el país, y deciden prescindir de ellas, nadie - excepto su propio pueblo - puede rugir, amenazar y/o conspirar para sancionar al gobierno "dictatorial", que privilegia a los intereses de su nación, antes que a los de empresarios extrangeros. 
  El neo-colonianismo español en nuestro continente, ha logrado que un obsoleto y pintorezco señor que ostenta la corona del arcaico reinado español, haya intentado - delante  de todo el mundo -  hacer callar la boca  a uno de nuestros Primeros Mandatarios, sin que ninguno de los demás gobiernos de la región, haya condenado su insolente aptitud. Se le debió haber exigido disculpas, e interrumpir la Asamblea de forma unánime hasta que éstas hayan sido manifestadas por el "rey".
  En nuestros días, un ex-presidente español - y empresario - supuestamente socialista, vocifera mundo afuera amenazas y sutiles insultos, que no son otra cosa que ridículas provocaciones que buscan una dura reacción del presidente Nicolás Maduro, visando obtener así, el motivo que necesita para apoyar y financiar - junto con sus socios regionales - una intervención mercenaria que provoque una guerra civil en Venezuela, con la esperanza de hacer caer a un gobernante totalmente inconveniente para sus empresarios, sin importarle absolutamente nada cuantas vidas inocentes podrían perderse en una escalada de esa magnitud.
  Se hace urgente la unión federalizada de nuestras naciones, para crear fuerzas diplomáticas de verdad, que forjen nuestra independencia política, para que los mega-empresarios extrangeros no se sientan dueños de nuestros destinos, sueños y ambiciones.
  Y cuando alguno de nuestros gobernantes, ignore o niegue la máxima de José Gervasio Artigas: No venderemos nuestro rico patrimonio al vil precio de la necesidad. Entonces, saldremos a gritarle nuestra bronca por su traición.

                                          *                   *                  *


  Walter E. Carena
  Twitter: @wcarena